Metodología trasplantes capilares

Conoce nuestra metodología

transplante

Te explicamos de forma sencilla el proceso que llevamos a cabo para realizar un transplante capilar.

1. Toma de fotografías

Se realizarán fotografías de diferentes ángulos para la posterior documentación y comparación con el resultado final. Esto es de vital importancia para poder tomar las zonas de referencia y poder estudiar con mayor detenimiento. De esta manera adoptamos las medidas necesarias en cada uno de los casos antes de empezar cualquier paso importante o complicado en la operación.

2. Diseño de zona donante y receptora

Se trata de la localización de las zonas donantes más pobladas para su posterior injerto en las zonas receptoras. Este paso sirve para elegir los folículos importantes que más tarde serán injertados en las zonas seleccionadas. Esta parte del procedimiento requiere de mucha precisión por diversos factores como el grosor o estado del cabello al haber distintos tipos diseminados por las distintas zonas del cuerpo.

3. Anestesia y Extracción

Aplicamos anestesia local y extraemos las unidades foliculares necesarias para el injerto. Parece sencillo, pero esta parte de la intervención suele estar muy marcado por el tiempo en el que actúa la anestesia, al mismo tiempo que cada extracción debe de realizarse causando los menos daños posibles y alteraciones a los folículos para el éxito del procedimiento.

4. Preparación de los folículos

Conservamos y preparamos las unidades foliculares antes de la operación para un resultado óptimo. En esta parte del proceso se observa que cada folículo está preparado para ser trasladado a la zona donante del cuerpo. Gracias al rendimiento ofrecido de nuestros expertos en trasplantes capilares, tratamos esta selección como un paso importante siendo la base del resultado final de la operación una vez esta ha concluido.

5. Descanso

Tras la extracción folicular el equipo junto al paciente tomará un receso de 20 minutos. Este periodo permite dar descanso al paciente de un proceso que requiere cuidado y precisión. A pesar de la anestesia local, suele ser necesario dejar reposar la zona donante para evitar cualquier inflamación o la mayoría de complicaciones que ocurren en esta clase de intervenciones. También permite hacer seguimiento del proceso hasta ahora.

6. Implantación

La parte de la implantación o injerto suele ser la más complicada pero también la más importante, pues con el uso de los Hair Implanters sometemos a cada pelo injertado a un proceso de adaptación en la zona receptora. Esto hace que cada folículo injertado pueda quedarse fijo mientras se trata de fortalecer la base del cabello para hacer que los nuevos pelos no vuelvas a caer.

Contáctenos por el teléfono 955 937 428 para más información

Solicítenos información sin compromiso


955 937 428